Sanar experienicas negativas desde el amor

El amor lo sana todo, pero no sabemos cómo emplearlo.

Hoy tuve una visualización que necesitaba para comprender un aspecto de mi vida.  Hoy sabía que debía sanar algo, y además de sanar, he aprendido algo muy valioso. Hace un tiempo, me mostraron las situaciones complicadas por las que pasé en mi infancia y adolescencia… creí que esta vez iba a ser igual. Esta vez venía dispuesta a aguantar toda la visualización, más sufrimiento, más recuerdos dolorosos…

¿Por qué te adelantas? Me dicen nada más empezar… No te predispongas porque hoy no toca eso.

Entonces me llevaron los arcángeles sobre las nubes, y sentada viendo el mundo, me preguntaban si era consciente de lo que este fin de semana había sucedido en mí. Muchos sentimientos a flor de piel, intranquilidad, calor, frío, me ha sucedido de todo… Será un fin de semana que no olvidaré porque mi interior no me dejaba estar en paz… Eso! Resumiendo… Mi paz interior me había abandonado para que entrase en mí una nueva experiencia o sentimiento jamás vivido. EL AMOR. El amor más elevado; el amor más puro, el amor incondicional, el amor que ha hecho abrir mi corazón y mi conexión con mi alma. Por fin te conozco y tengo acceso a mi ser! Por fin encontré la llave! Mil gracias.

Hoy subo un nuevo escaloncito en mi evolución personal. Porque por fin he aprendido que el amor como lo llamamos en el mundo, no es comparable al amor incondicional. El amor como lo conocemos es un amor superfluo, superficial… Donde carece de cualquier conexión más allá del físico, sexo, y valores sociales. Por tanto, muchas parejas no conocen la verdadera plenitud ni la llegarán a conocer. Porque la clave está en AMAR con tu alma, resonando en cada persona, y llevando esa energía de amor intenso para compartir, sin importar quien sea.

Una vez que comprendí eso, empecé a ver una serie de imágenes de la infancia y adolescencia! Pero esta vez, la cosa cambiaba! Veía todo lo bonito que había vivido con esas personas que me hicieron “daño”, esas personas que no supieron ver la belleza de amar, de abrir su corazón. Entonces me dieron una enseñanza muy valiosa y es que para aprender a perdonar un acto negativo de una persona hacia nosotros, primero hay que ver todo lo bonito que hemos vivido, compartido, reído y disfrutado juntos, entonces desde ese sentimiento de amor, mandarle todo el amor contenido en nuestro corazón, enviarle luz, perdonarle por sus errores y perdonarme por permitir esas experiencias en mi vida, que eran puramente de crecimiento.

Yo no hacía más que remover el pasado, recordar episodios de mi vida dolorosos, y eso bajaba mi vibración, no encontraba solución y me frustraba… E incrementaba mi dolor… Hasta que me han mostrado que si algo se quiere sanar, se puede sanar con amor. Recordando las vivencias más bonitas con esa persona, porque antes de esa situación conflictiva, esa vivencia negativa, hubo algo por poco que sea, donde hubiese amor. Buscando esa vivencia, y grabándola en mi alma, y comprendiendo e integrando qué aprendí de ese conflicto, se sanaría todo.

Si avivamos el odio en nuestro interior, lo proyectamos hacia la otra persona, y no se llega a una sanación, una solución o un perdón.

Ha sido una experiencia necesaria para comprender y seguir adelante.

 
Hola viajer@!Si te ha gustado, comparte en tus redes! Cualquier sugerencia puedes dejármela clickando al botón de whatsapp que aparece en la parte superior. Gracias!
Admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: Content is protected !!
WhatsApp chat Contacta a mi whatsapp!